Categories
Default

N26 vs Revolut ¿Cuál me conviene más?

Internet y las nuevas tecnologías han cambiado la manera de hacer las cosas, y el caso de las finanzas ha sido uno de los campos más favorecidos. En este sentido, plataformas como Revolut de origen británico y N26 de procedencia alemana son un claro ejemplo de ello.

Ambas ofrecen un servicio práctico desde el cual se puede acceder a través del móvil con la app correspondiente, o bien por el portal e incluso desde un smartwatch. Algunas similitudes son sus interfaces que permiten conocer el estado de la cuenta en tiempo real. Así como otras opciones interesantes tales como pagos a través de Face ID o con huella digital y alarmas para límites de gasto.

Sin embargo, pese a que ambas son entidades bancarias online, cada una tiene elementos que las hacen únicas y le diferencian entre sí. Cómo resultado surge la duda ¿cuál me conviene más? Y lo cierto es que ambas pueden ser estupendas alternativas, todo depende de las necesidades de cada persona. Por ello, lo mejor es sopesar las características que cada una de estas empresas tiene para ofrecer. 

Tipos de tarjetas

Tanto Revolut como N26 ofrecen diversas soluciones en términos de cuentas y tarjetas para su clientela.

Revolut Estándar vs N26 básica

Revolut Estándar es una tarjeta prepago gratuita que permite hacer retiros en efectivo sin costes adicionales hasta un máximo de 200 euros al mes. Superado esta cantidad el cliente deberá pagar una comisión del 2 % sobre la dinero retirado.

Por su parte, la competencia ofrece N26 básica, una tarjeta gratuita, cuya principal diferencia de la anterior es que no existe una cantidad máximo a retirar. Aunque sí un tope en el número de retiros, ya que después de los primeros 5 retiros, se paga una comisión de 2 euros.

Revolut Premium vs N26 You

Estos son los productos insignias de las respectivas entidades, y aunque suponen un coste mensual, ofrecen mayores prestaciones que las versiones sin pago. Así, en cuanto a la compañía de origen británico se duplica la cantidad de dinero efectivo que puede ser retirada de manera mensual, pasando a ser de 400 euros. Además, de forma automática el usuario recibe un plan de seguro para viajes.

En cuanto a N26 You, los beneficios adicionales pueden hacerla más interesante cuando se viaja fuera de Europa. Pues, aporta retiradas de efectivo gratuitas e ilimitadas en cualquier parte del mundo tanto en euros como en otras divisas. También ofrece un seguro médico, sumando además, un seguro por retraso o cancelación de vuelo, y en caso de robos.  

Por último, se debe señalar que ambas empresas disponen de tarjetas metal. Sin embargo, ofrecen mejoras no demasiado relevantes respecto a las Revolut Premium y la N26 You. Salvo que en ambos casos, el retiro de efectivo en divisa extranjera es completamente gratis. 

Comisiones y costes administrativos

En cuanto a los costes, se pueden ver algunas diferencias que bien podrían considerarse determinantes. Por ejemplo, en Revolut la cuenta Premium y Metal suponen un pago de 7,99 y 13,99 euros mensuales respectivamente. Mientras que en N26 la tarjeta You tiene un coste de 9,90 euros al mes y la metal 16,90 euros.

Como ya se ha evidenciado, los costes de la tarjeta N26 You son ligeramente más elevados que los de la alternativa ofrecida por Revolut. Para ser exactos se estaría pagando dos euros más. No obstante, la empresa alemana lo compensa con la posibilidad de retirar efectivo de manera ilimitada sin gastos adicionales fuera de la zona euro. 

En este sentido, se puede concluir que las comisiones de N26 son más simples y explícitas. Además, otros beneficios como el seguro de robos puede hacer que la diferencia de dos euros suponga algo anecdótico ante ésto. 

También se debe tener en cuenta que las comisiones cobradas por Revolut pueden incrementarse durante el fin de semana para pagos y retiradas de efectivo. En consecuencia, se aplicarán comisiones extras que irían de un 0,5 % a un 2,0 % de las cantidades gastados o retirados.

De todo lo anterior, probablemente no se consiga determinar cual es mejor tarjeta. Sin embargo, se puede tomar una decisión favorable según el uso que se le espera dar a la tarjeta.